El bebé que ya no eres

L BEBE QUE YA NO ERES🌿

Un día me soltaste la mano, y ya no recuerdo cuándo fue…

Me cuesta recordar tantas cosas con la claridad que quisiera…

Sería bonito tener un armario infinito del que sacar al gusto cajitas con experiencias vividas, abrirlas y revivir retazos de vida.

Como el olor de tu piel al nacer, volver a ver tu gateo a los 6 meses, tocar tus piernitas rechonchas y sus plieguecitos, jugar con tu remolino en el pelo, escuchar el hipo que te provocaba tu risa…

E intento grabar en mi mente tu ahora voz parlanchina, tu sonrisa, tu pelo suave de niño pequeño… Estos instantes tan efímeros que pasan sin que les dé el valor que dentro de un tiempo tendrán…

Mientras te miro, disimulo la nostalgia que siento del bebé que ya no eres…

Ese bebé que poco a poco de forma lenta y sin darme apenas cuenta, desapareció para dar lugar a este niño que un día también desaparecerá.

Solo espero la vida me de tregua y te vayas de forma algo más lenta que el bebe chiquito que eras.

Me miras y sonríes mientras yo intento guardar con fuerza en mi cabeza este mismo instante en el que soy consciente que la vida vuela y que seré incapaz de recordarla entera.